Reparación de Commodore 128

El ordenador presentaba un arranque incorrecto, mostrando una pantalla negra en ambos modos de funcionamiento (128 y 64). Una de las causas más frecuentes de este tipo de problema suele ser el fallo de uno de los integrados de memoria RAM (4164), aunque existen diversas otras averías que originan el mismo síntoma. Una guía rápida que puede apuntar a las posibles causas sería el documento redactado por Ray Carlsen para diagnóstico de síntomas comunes en un ordenador C128, disponible a través del siguiente enlace.

Suele ser recomendable el retirar tanto el componente SID (6581 o 8580, dependiendo del modelo), como las dos CIAs (6526 o 8521) toda vez que el ordenador puede arrancar de forma correcta sin estos elementos, descartando así de forma rápida dos de los posibles culpables. En caso de que la avería persista, el reemplazo de la CPU (8502), PLA (8721) y VIC (8564) por componentes en buen estado, en caso de estar disponibles, suele ser idénticamente recomendable.

Resulta práctico analizar a continuación un posible problema relacionado con la memoria RAM, toda vez que existen herramientas específicas que permiten detectar de modo preciso el integrado en particular que se encuentra dañado. Por regla general, el uso de este tipo de cartuchos requiere que el sistema disponga de una serie de elementos mínimos en buen estado, típicamente la CPU, la PLA, y el integrado VIC, que permitan un funcionamiento correcto a un nivel muy básico.

Para realizar el diagnóstico, se utilizó en primer lugar un cartucho de prueba (Dead Test) para modo 64, que permite revelar por medio de un patrón de parpadeos (blinks) en pantalla el integrado de memoria en particular que se encuentra dañado.Este tipo de cartuchos se pueden preparar descargando las imágenes de las ROMs, o comprar ya preparados. Un enlace de particular interés, no sólo para la información referente a los cartuchos de diagnóstico, sino también para otros temas relacionados con la reparación de los ordenadores Commodore 64 y 128, sería el World of Jani.

La siguiente tabla está extraída del manual de utilización del cartucho, y permite determinar el integrado en cuestión (según modelo de ordenador) en función del número de parpadeos en pantalla.

                      C128 and C128D      C128DCR
BIT  C64  C64C  SX64  BANK 0  BANK 1   BANK 0  BANK 1  # OF BLINKS

 0   U21  U10   UB7    U38     U46      U38     U40         8
 1   U9   U10   UA7    U39     U47      U38     U40         7 
 2   U22  U10   UB6    U40     U48      U38     U40         6
 3   U10  U10   UA6    U41     U49      U38     U40         5
 4   U23  U11*  UB5    U42     U50      U39     U41         4
 5   U11  U11*  UA5    U43     U51      U39     U41         3
 6   U24  U11*  UB4    U44     U52      U39     U41         2
 7   U12  U11*  UA4    U45     U53      U39     U41         1

*U11 on true C64C short board 250469, white case, two 41464 RAMs
*U9 on large interim C64C board 250466, white case, two 41464 RAMs

Una vez efectuada la verificación inicial, el cartucho de diagnóstico detecta un total de tres (3) integrados dañados, que se proceden a reemplazar previa colocación de zócalo.

El cartucho de diagnóstico para modo 64 presenta la gran ventaja de poder determinar de manera precisa el integrado en particular que se encuentra dañado, pero el inconveniente de poder analizar únicamente el banco LOW (primero banco de 64 KB de memoria) de los dos disponibles en el modelo 128.

Se procede a dar tensión nuevamente al sistema observándose que la avería no está todavía resuelta por completo, y que será necesario realizar modificaciones adicionales. El uso de un cartucho de diagnóstico para modo 128 permite confirmar en este momento, como ser observa en la fotografía que se adjunta a continuación, que existen problemas adicionales en el banco HI (segundo banco de 64 KB).

Salida en pantalla de cartucho de diagnóstico en modo 128
Salida en pantalla de cartucho de diagnóstico en modo 128
Cambio en líneas /CAS
Cambio en líneas /CAS
Integrados 4164 reemplazados
Integrados 4164 reemplazados

Para poder determinar ahora de forma precisa cuáles son los integrados que se encuentran dañados en el segundo banco de memoria, hay que conseguir que el cartucho de diagnóstico para modo 64 pueda acceder a este banco, algo que por diseño, y a priori, no es capaz de hacer. Para lograrlo, es necesario intercambiar las líneas /CAS de ambos bancos, recableando las salidas de las resistencias R29 y R30, tal y como se observa en la fotografía superior. Una vez efectuado de manera temporal este cambio, el cartucho de diagnóstico en modo 64 puede acceder de forma directa al banco HI, y realizar el diagnóstico.

Una vez realizada la verificación se detectan un total de cuatro (4) nuevos integrados en el banco HI, que son reemplazados previa colocación de zócalo. Se procede a continuación a deshacer la modificación anterior en las salidas de R29 y R30, y a dar tensión obteniéndose ya un inicio correcto.

Cierre de reparación
Cierre de reparación
Cierre de reparación
Cierre de reparación

Una verificación final permite detectar un nuevo componente, en particular el 6581 (SID) que se encontraba también dañado y que será reemplazado por un componente en buen estado (un SwinSID en particular) el cual se observa en la fotografía adjunta.

 

Deja un comentario